Jueves, 20 Abril 2023 10:26

Cienciaficcionados dedica su última sesión del año al futuro de la inteligencia artificial

Escrito por UCC+i
Imagen de la última sesión de cienciaficcionados 2023, celebrada ayer en El Astronauta. Imagen de la última sesión de cienciaficcionados 2023, celebrada ayer en El Astronauta.

El club de lectura sobre novelas de ciencia ficción da carpetazo al año 2023 con Neuromante, que popularizó el término ciberespacio y que fue ayer analizada por el investigador Sebastián Ventura


Frente a la visión a veces catastrofista y distópica de la tecnologización que ofrecen algunas películas y libros de ciencia ficción, Sebastián Ventura se muestra optimista en relación con el futuro que deparará el avance de la inteligencia artificial. El experto en informática y análisis numérico y ahora vicerrector de Transformación Digital y Gestión de Datos de la Universidad de Córdoba fue el encargado de cerrar la cuarta sesión de ‘Cienciaficcionados’ 2023, una edición, y ya van diez, que ayer dio carpetazo en el restaurante El Astronauta abordando temáticas de tan rigurosa actualidad como lo está la propia IA.


Porque en realidad, como se desprendió del debate al que acostumbra este club de lectura, ser optimista frente al avance tecnológico supone serlo también frente a las nuevas generaciones. Al fin y al cabo, serán ellas las que hagan evolucionar a los miles de algoritmos que hoy ya emulan la mente humana para resolver tareas cotidianas, programas informáticos que, a la postre, subrayó Ventura, operan con los mismos sesgos ideológicos, machistas o racistas presentes en la mente de las personas que los crean. Mejorar como sociedad en valores éticos supondrá, en este sentido, un avance cualitativo en el propio campo de la inteligencia artificial, destacó el experto en Ciencias de la Computación.


¿Serán estos nuevos sistemas informáticos tan avanzados como los que describe Neuromante? ¿Supondrán los ordenadores cuánticos un punto de inflexión en este sentido? La respuesta, al menos de forma concluyente, no se halló ayer en el interior de El Astronauta. Es lo que tiene ‘Cienciaficcionados’, que, como la ciencia misma, a veces ofrece más preguntas que respuestas.


Alguna que otra conclusión sí que arrojó, no obstante, el debate que suscitó la obra de William Gibson. La necesidad de equilibrio fue posiblemente uno de los temas que generó más consenso: el equilibrio indispensable entre tecnología y humanización, entre las distintas disciplinas científicas que trabajan de forma transversal en el área de la IA, entre el uso de la tecnología y la alfabetización científica, entre la utilización de aplicaciones como chatGPT y el impulso de la creatividad como elemento indisociable de la raza humana.


Si se pregunta a chatGPT sobre la actividad ‘Cienciaficcionados’ de la Universidad de Córdoba, responde el ‘chatbot’ que es una acción que trata de “llevar la ciencia ficción más allá del entretenimiento y utilizarla como una herramienta para la divulgación científica a través de talleres, exposiciones, charlas y proyecciones de cine”. Mientras depura su técnica, las personas interesadas que así lo deseen pueden proponer nuevas novelas para la edición de 2024.

 

Visto 4057 veces